¿Te imaginas que la energía comunitaria empezase a multiplicarse por todo el país? ¿Que cada vez hubiese más personas gestionando su propia energía renovable? Nosotras nos lo imaginamos, y creemos que es posible, pero para eso, tenemos que reclamarlo!

Más de treinta organizaciones lanzamos la campaña “Enciende la Energía Comunitaria”, para reclamar al Gobierno un apoyo decidido a las comunidades energéticas.

Desde la Coalición por la Energía Comunitaria, de la que formamos parte la Corriente, estamos recabando firmas para cambiar las normas del juego.
¡Únete!

Es indispensable avanzar hacia una transición energética justa basada en la equidad de la ciudadanía y en la democratización del modelo energético. Para este fin la Energía Comunitaria es la clave para no dejarnos ningún resquicio a la hora de implantar las energías renovables y hacerlo de forma descentralizada y respetuosa con el entorno y las personas.

Las grandes empresas de la energía se enriquecen a nuestra costa, y no les importan las graves consecuencias sociales y ambientales que sus decisiones tienen para la población.

Si queremos cambiar el modelo energético actual, que es tremendamente injusto y priva de energía a las personas que se encuentran en situación de precariedad, necesitamos apostar por la Energía Comunitaria. Es el camino para un cambio real: democratizar el modelo energético, garantizar el derecho a la energía y combatir la crisis climática.

Por eso necesitamos que te unas y, entre todas, reclamar al Gobierno un impulso decidido por la energía comunitaria, y transformar así el sistema energético hacia uno más justo, 100% renovable y participativo.

¡Firma! ¡Enciende el derecho a la energía!